Indeseada, repelente, que nos hace sufrir, pasarlo mal, el ser humano que está concebido para ser feliz y nos meten en nuestros genes o nuestro ambiente ese mal sentimiento, esa angustia.

Voy a decir algo a favor de la tan denostada ansiedad: es vital para nosotros, para nuestra conducta, para nuestra vida, qué haríamos si no nos poseyera cierta ansiedad ante algunas situaciones que requieren que la mente se active, que la necesitamos para resolver problemas, no nos puede invadir el “pasotismo” ante un peligro real o ante una desgracia, necesitamos la ansiedad. Pero ante casos contados nada más, el problema está que tendemos a generalizar, matamos moscas a cañonazos, y eso no es bueno.

Si a la ansiedad la vemos desde esta perspectiva, que es necesaria en momentos puntuales, si la aceptamos como cosa natural, que nos ofrece nuestra propia naturaleza para defendernos, estará bien, y ya digo en momentos puntuales es necesaria y es bueno que la aceptemos, y en los casos en que no es necesaria, en que nos hace más daño que beneficio, en los casos en los que nuestra mente insegura, quiere curarse en salud y matar como decía antes, moscas a cañonazos, en esos casos también tenemos que aprender a aceptar esa ansiedad, y lo que digo no es algo “baladí” ni algo sacado de la manga, confirmado científicamente está, que si aceptas ese ataque de pánico, ese miedo, esa ansiedad que te producen  muchísimas de las situaciones por las que atravesamos en nuestra vida, si aceptas esa ansiedad, es decir cuando tu primer impulso es huir, si luchas contra ese impulso, que es innato de tan fuerte que es, si luchas contra esa sensación de peligro inminente, que te estás diciendo a ti mismo, si no me alejo, si no huyó, moriré sin remedio o me pasarán los siete males, si afianzas tu mente y te convences a ti mismo de que nada te ocurrirá  ante ese miedo injustificado que tú mismo reconoces como irracional, en suma si aceptas, si te rindes ante ella, la ansiedad desaparece, así de fácil y así de complicado.

Programar una cita

Nombre
Fecha
Hora
Gracias por su mensaje. Ha sido enviado.
Hubo un error al intentar enviar su mensaje. Por favor, inténtelo más tarde.

Psicólogo Riesco M

Psicólogo Colegiado en el colegio oficial de Castilla la Mancha Nº de colegiado: CM-2230

Contacta con nosotros

Leave A Comment