Habitualmente nos comportamos como nos comportamos, como en su momento lo consideremos mejor y luego simplemente nos dejamos llevar, nos dejamos llevar por esos hábitos adquiridos sin ya cuestionarnos si son correctos o no, solo son comentarios que nos hacemos a nosotros mismos y que en un momento dado de nuestro pasado lo consideremos oportuno.

Pues bien, ese tipo de diálogo con nosotros mismos, esos comentarios que nos dirigimos, por ejemplo cuando algo no nos sale como habíamos pensado, cuando se nos tuercen las cosas e incluso llegamos a pensar que todo se confabula en torno nuestro, ese diálogo interior es más importante de lo que pensamos. A veces no tenemos en cuenta que las cosas que nos ocurren pueden salir bien y pueden salir mal, y cuando esto sucede, cuando nos salen mal las cosas, nos denigramos, no nos tratamos bien en el sentido de no pensar que las consecuencias de que hayan salido mal no depende solo de nosotros.

 

Los hechos  no producen de forma automática nuestras emociones, antes pasan por el filtro de nuestros pensamientos, esto quiere decir que las situaciones no nos producen el malestar o bienestar, una misma situación o acontecimiento puede alegrar a uno, lo mismo que puede entristecer a otro y es el mismo hecho lo que provoca diferentes emociones a uno u otro, entonces en que se basan nuestras emociones, nuestro modo de sentir….?  Se basan en nuestros  pensamientos, en las directrices que nos dirigimos acerca del hecho.

Por ello, es vital lo que nos digamos,  nuestro lenguaje, y no es cuestión de falsear la realidad que vivimos en ese momento, es cuestión de no caer por el hábito creado, en la descalificación de los demás y sobre todo de nosotros mismos, diciéndonos que no valemos para eso, que nunca hemos conseguido tal cosa, que jamás lograremos alcanzar la meta que nos hemos propuesto. Ese diálogo es el que nos mata de verdad, el que no nos permite avanzar, el que hace que nuestra autoestima no se levante del suelo, ese diálogo tenemos para empezar, ser conscientes de él, y aunque no podamos atajarlo a las primeras de cambio, si ser consciente del machaqueo al que nos sometemos y con ello empezar a avanzar.

 

Programar una cita

Nombre
Fecha
Hora
Gracias por su mensaje. Ha sido enviado.
Hubo un error al intentar enviar su mensaje. Por favor, inténtelo más tarde.

Psicólogo Riesco M

Psicólogo Colegiado en el colegio oficial de Castilla la Mancha Nº de colegiado: CM-2230

Contacta con nosotros

Leave A Comment